viernes, 17 de febrero de 2017

Fiebre reumática ¿cómo tratarla?

La fiebre reumática puede desarrollarse como complicación de un tratamiento inadecuado, por estreptococo, de garganta. Por ejemplo, la faringitis estreptocócica es causada por la infección con la bacteria estreptococos grupo A.

La fiebre reumática es una enfermedad más común en los niños de 5 a 15 años, aunque puede desarrollarse en adultos. Se trata de una dolencia que sigue siendo una enfermedad común en muchos países en desarrollo.

¿Cuáles son las causas de la fiebre reumática?

La fiebre reumática puede ocurrir después de una infección de garganta, por la la bacteria estreptococos del grupo A. Parece que esta bacteria afecta al sistema inmunológico y da como resultado la inflamación.

¿Cuáles son los síntomas de la fiebre reumática?

Los síntomas de la fiebre reumática pueden variar según la persona y pueden cambiar durante el transcurso de la enfermedad. La aparición de la fiebre reumática suele producirse alrededor de dos a cuatro semanas después de una infección de garganta por estreptococo.
Los signos y síntomas de la fiebre Reumática pueden incluir:
  • Fiebre
  • Dolor en las articulaciones (con mayor frecuencia los tobillos, rodillas, codos o muñecas. Con menos frecuencia los hombros, las caderas, las manos y los pies)
  • Pequeños nódulos indoloros debajo de la piel
  • Dolor en el pecho
  • Sensación de pulso acelerado, o fuertes latidos del corazón (palpitaciones)
  • Fatiga
  • Dificultad en la respiración
  • Erupción dolorosa
  • Movimientos corporales incontrolables espasmódicos, con más frecuencia en las manos, los pies y la cara
  • Comportamiento inusual

¿Qué tratamientos existen para la fiebre reumática?

Los tratamientos pueden reducir el daño a los tejidos de la inflamación, aliviar el dolor y otros síntomas. Asimismo pueden prevenir la reproducción de la fiebre reumática
Los tratamientos tienen como objetivo la destrucción de bacterias estreptocócicas del grupo A, aliviar los síntomas, controlar la inflamación y prevenir episodios recurrentes de fiebre reumática.
Estos tratamientos son los siguientes:
  • Antibióticos. En este caso se administrará penicilina u otro antibiótico para eliminar cualquier bacteria estreptocócica restante que pueda existir en el cuerpo.
  • Tratamiento antiinflamatorio. Prescripción médica de calmantes para el dolor.
  • Medicamentos anticonvulsivos. Se prescribirán este tipo de medicamentos si los movimientos involuntarios del paciente son graves.
  • Cuidados a largo plazo. Se requiere un seguimiento a largo plazo, ya que el daño en el corazón puede manifestarse en un plazo de años. En este caso la información al paciente es muy importante.
  • Estilos de vida y cuidados en casa. Es recomendable que el paciente rebaje su actividad hasta la inflamación, dolor y otros síntomas hayan mejorado. Según el grado de inflamación de los tejidos del corazón será necesario el reposo absoluto durante un período prolongado de tiempo.

¿Es posible prevenirla?


Se puede prevenir tratando a las infecciones de la garganta por estreptococos o escarlatina lo antes posible. Asimismo es igual de importante completar el ciclo del tratamiento antibiótico.
Esperamos que con este artículo conozcas mejor la fiebre reumática, una dolencia que tratada a tiempo puede llegar a controlarse.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si consideras que te ha gustado o simplemente no te gusta lo que esta aquí escrito házmelo saber, me ayudara a superarme.